Home > Conozca Tailandia > Economía Tailandesa
Economía Tailandesa
La superación de desafíos

A finales del año 2009, la economía tailandesa deberá ya estar recuperada del impacto de la crisis económica mundial, crisis que inevitablemente afectó a las exportaciones e inversiones del país, y que causó la contradicción de la economía tailandesa durante el primer semestre de 2009. Los vigorosos programas de estímulo fiscal del gobierno están logrando los efectos deseados. Debido a que los principales socios de exportación del país se encuentran en recuperación, se espera que la economía registre un crecimiento positivo durante el cuarto trimestre.

Fundamentos Sólidos

La economía tailandesa se mantiene en una buena posición para hacer frente al doble shock causado por la crisis económica mundial y por los asuntos políticos nacionales.

Con las lecciones aprendidas de la crisis financiera del año 1997, la economía de Tailandia emerge fortalecida de esta crisis. Al final del segundo trimestre de este año, la cuenta corriente del país registró un importante superávit, mientras que las reservas internacionales han alcanzado una saludable cifra, equivalente a más de 10 meses de importaciones. La moneda tailandesa ha flotado en un rango estable y la inflación se encuentra bajo control. Todos estos datos muestran que la economía de Tailandia permanece sana y se encuentra bien equipada para resistir las sacudidas externas.

Tailandia tiene una economía de libre mercado que se sustenta en la actividad de las empresas del sector privado que prestan servicios a un mercado interno sólido; en este mercado, la clase media se encuentra en crecimiento y varios sectores produce bienes para la exportación. El sector agrícola y el robusto sector de servicios, en cuyo epicentro se encuentran la industria turística y los servicios financieros, son los dos sectores considerados como los principales motores de la economía tailandesa. A lo largo de los últimos decenios, Tailandia ha seguido con éxito un modelo de crecimiento impulsado por las exportaciones. En términos de dólares estadounidenses, durante el periodo comprendido entre los años 1970 y 2009, las exportaciones totales de Tailandia aumentaron un promedio de un veinte por ciento anual.

Centro de Intercambio Comercial

La economía tailandesa además de centrarse en gran medida en su volumen de exportaciones, ha actuado también como líder en el sudeste asiático a la hora de facilitar el intercambio comercial con el resto del mundo, iniciando dicha labor de facilitación con sus vecinos asiáticos. Tailandia es un eje dentro de las economías de los países ASEAN, ya que goza de una ubicación estratégica que ofrece acceso a un mercado que tiene más de 570 millones de personas. Las ventajas geográficas del país y sus sólidas relaciones con los principales mercados promueven el crecimiento sostenible de la región. Las exportaciones de productos tailandeses a los nuevos mercados emergentes aumentaron en un 23 por ciento en el año 2008, alcanzando un monto de 56 mil millones de dólares estadounidenses, de esta cifra 15 mil millones de dólares corresponden al intercambio comercial con China, lo que representa un incremento del nueve por ciento de esta participación porcentual con respecto a las cifras del año anterior. Los productos exportados a la India aumentaron en un 28 por ciento, y los envíos a Camboya, Laos y Vietnam se incrementaron rápidamente alcanzando un aumento del 40 por ciento.

La ubicación estratégica de Tailandia ha hecho que el país se convierta en un centro regional de intercambio comercial y de viajes internacionales así como en un centro regional para varias industrias, de las cuales la más notable es la industria automovilística.

En su papel actual de presidente de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN), Tailandia desempeña un papel importante en el fortalecimiento de una mayor cooperación entre los Estados miembros de la ASEAN y otras economías, incluyendo por ejemplo a Australia, India y la República de Corea. Mirando más allá de sus vecinas más cercanos, Tailandia ha firmado acuerdos de libre comercio con China, India, Japón, Australia y Nueva Zelanda.

Inversiones

Tailandia continúa siendo un lugar ideal para las inversiones extranjeras que buscan oportunidades de negocio tanto dentro de Tailandia como en el Asia. Se está dando mayor importancia actualmente a las inversiones en industrias prioritarias, tales como el desarrollo de las infraestructuras, proyectos de energía renovable, y proyectos agroindustriales. El sector de servicios es también otra área que el gobierno de Tailandia promueve con especial dedicación.

Con el anuncio de que el año 2009 es el “Año de las Inversiones de Tailandia”, las inversiones en sectores prioritarios recibirán los máximos beneficios del gobierno a través de la Junta de Inversiones de Tailandia (BOI, por el nombre en inglés Thailand Board of Investment). Con el objetivo de impulsar rápidamente la inversión en Tailandia, los incentivos fiscales y no fiscales serán ampliados para poder proporcionar una ventaja competitiva al país. Se está dando prioridad a los proyectos que ofrecen altas tasas de retorno y a su vez pueden ser implementados de forma rápida. Tienen una alta prioridad en la agenda gubernamental los proyectos dirigidos a mejorar la calidad de la educación en todos los niveles, los proyectos dirigidos a mejorar el sistema de salud, y aquellos cuyo objetivo es desarrollar sistemas de transporte público y sistemas de gestión de aguas.

Las mayores fuentes de inversión extranjera por país de origen son las provenientes del Japón, la Unión Europea y los Estados Unidos. En los últimos años, Tailandia ha recibido anualmente en promedio 10 mil millones de dólares como inversión extranjera directa neta.

Asimismo, debido al clima favorable a la inversión y dado que la sociedad tailandesa es una sociedad abierta, Tailandia ha sido elegida por muchas empresas de medios de comunicación, operadores de negocios, así como por organizaciones internacionales y organizacionales no gubernamentales como sede para sus oficinas regionales.

Avance hacia el futuro

El sistema financiero de Tailandia fue reestructurado tras la crisis financiera del año 1997. Este sistema cuenta con 12 bancos locales, una cantidad de sucursales de bancos extranjeros, y un gran número de oficinas de representación de bancos extranjeros. En junio del año 2009, el Fondo Monetario Internacional emitió un informe en el que se destacaba la solidez de las instituciones financieras tailandesas y de la política macro-económica de la nación. La gestión de riesgos de los bancos tailandeses sigue siendo fuerte, e incluso durante este periodo de recesión económica, la calidad de los activos bancarios no ha sufrido deterioros.

Al igual que China y los Estados Unidos, el gobierno tailandés bajo la dirección del Primer Ministro, el señor Abhisit Vejjajiva, se ha movilizado rápidamente para contrarrestar las sacudidas externas causadas por la crisis económica global. El gobierno ha puesto en marcha dos paquetes de estímulo económico de gran escala, los cuales por una parte han servido para aliviar la difícil situación de los miembros más pobres de la sociedad tailandesa durante la crisis financiera, y por otro lado poner en marcha la ejecución de grandes programas de gasto en inversión pública.

El gobierno también reconoce el papel fundamental que ha venido desempeñando en los ámbitos de seguridad, regulación, y gestión pública con el objetivo de apoyar los proyectos empresariales iniciados; a su vez, el gobierno reconoce su papel importante en la mejora de los niveles de competitividad de Tailandia, lo que se logra a través de la ampliación de la cantidad de fuerza de trabajo calificada y a través de la mejora de las capacidades de uso, recepción y absorción de la transferencia de nuevas tecnologías. El Primer Ministro Abhisit Vejjajiva ha reiterado la importancia de lograr mayores niveles de transparencia y responsabilidad en la gestión pública con el objetivo de crear confianza en los inversores y en la comunidad empresarial. Asimismo, se revisarán y mejorarán las leyes para cerciorarse de que exista una mayor liberalización y facilidades en estos ámbitos.

Con respecto al largo plazo, el Primer Ministro ha reiterado el compromiso de promover un crecimiento económico estable a través de la coordinación de las políticas fiscales y monetarias; por lo tanto, se ha comprometido a crear un equilibrio entre la tasa de crecimiento económico, la estabilidad de precios, y los niveles de empleo.

Por otra parte, el actual gobierno tiene la intención de consolidar el mercado de capitales del país así como el sistema financiero para que en el futuro se tenga una mayor capacidad para hacer frente a la volatilidad financiera global y se pueda ofrecer apoyo constante a las personas y a las empresas.

El camino hacia la recuperación de Tailandia ilustra la fuerza que tiene la nación para superar cualquier obstáculo que dificulte su desarrollo. Teniendo una economía de libre mercado, apoyo consistente por parte del gobierno, un sector industrial sólido, instituciones financieras fuertes, y al expandir los acuerdos de asociación regionales, Tailandia mira hacia delante con el objetivo de obtener mayor progreso y desarrollo a través de su probada capacidad de recuperación y dinamismo.